Policía
Category: Noticias

Carlos Malavé proveyó cartas y varias fotos que evidencian el estado de dichas instalaciones.

 VegaAlta

VEGA ALTA, Puerto Rico - Durante años, la comunidad del Barrio Candelaria de Vega Alta ha estado clamando a la administración municipal del alcalde Isabelo Molina Negrón para que responda por las instalaciones deportivas y recreativas que son responsabilidad del municipio.

“Ni porque estamos en año electoral hace algo, es increíble el desprecio que tienen con nuestra comunidad”, expresó Carlos Candelaria Sánchez, miembro del Comité Vecinal de esta comunidad vegalteña. “Acudimos a la prensa luego de haber cursado múltiples cartas enviadas al alcalde, legisladores municipales y al presidente de dicha legislatura.” Carlos Malavé proveyó a la prensa cinco cartas con acuse de recibo y varias fotos que evidencian el estado de dichas instalaciones.

BA Taller-Dvila“Cuando la gente piensa en un estado de abandono negligente, pues está habando de lo que sufrimos en Candelaria de Vega Alta. Aquí se inició un proceso de alumbrado de calles que está incompleto, en la zona de las instalaciones deportivas hay maleza, basura y hasta exposición de cables eléctricos que pueden causar serios daños a los visitantes. De paso, las vallas de la Carretera #647 se las llevaron y con ellas, la protección para los peatones. Estamos hablando de una comunidad de bajos recursos que se esfuerza por salir adelante, pero por alguna razón el alcalde Isabelo Molina Negrón hace caso omiso a nuestros reclamos. No estamos solicitando ayudas, es la obligación del municipio y tampoco estamos exigiendo millones de dólares en obras”, reclamó el líder comunitario.

En una de las cartas presentadas a la prensa, Candelaria ofreció al municipio la mano de obra de los propios vecinos para la instalación de protección adecuada contra el acceso a las palomas en la cancha. “Ese es un problema fácil de solucionar. Aquí los vecinos son bien cooperadores, pero sin el apoyo del municipio esto es cuesta arriba. La nuestra no es una comunidad que tenga controles de acceso o que cobre cuotas de mantenimiento. De la misma manera que se ha brindado apoyo a otros barrios, los de Candelaria tenemos el mismo derecho a ser escuchados y atendidos”, finalizó el líder comunitario.